14/10/10

Los mineros chilenos opacaron el oportuno desempate de Cobos


No tiene suerte Julio Cesar Cleto, "el oportunista" Cobos. Los mineros se comieron las pantallas de noticias y fue casi imposible empaparse de la violencia del conurbano, de los motochorros. Lágrimas y mensajes esperanzadores; valoraciones sobre el aprendizaje que nos deja un hecho como el vivido por los mineros. Todo un ejemplo. Pero para Cleto, a pesar de la garra que le metió Clarín en la portada, no fue lo mismo. No hubo caravana de la victoria, parando por los pueblos. No llegó a su casa mendocina rodeada de gente que festejaba.
Convengamos que se lo vio mucho más relajado. Seguramente la "Hija" no lo llamó por teléfono porque estaba viendo "lo de los mineros". Seguramente llegó a casa, dejó el saco en el vestidor, se puso el pijama después de un baño y se sentó con la familia a ver cómo salía el minero número tres o cuatro. "Hoy tuve que desempatar otra vez" - habrá deslizado suavemente ante el "chhhhsssssssssss"- ¿Cuántos salieron ya?. Cuatro ¿no lees? pobre gente, cuanto sufrimiento.

Cleto no tiene suerte, porque además sabe que Cristina está dispuesta a pagar el costo del veto, que tampoco cambia mucho el futuro de la suerte electoral. Que es casí pírrica porque al final tienen el control del congreso desde diciembre de 2009 pero no hicieron nada.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails